EL MANGRULLO


Año 4 Número 46 - 1 de mayo de 2004
mangrullo@sion.com
www.angelfire.com/stars/rbarthe

Boletín dedicado a la Literatura Infantil y a la Lectura.


El Mangrullo en Internet
http://usuarios.sion.com/mangrullo/

ISSN 1666-3403 (correo electrónico)
ISSN 1666-3411 (en línea)

Auspiciado por la Secretaría de Educación del GOBIERNO DE LA CIUDAD DE BUENOS AIRES, por RESOLUCIÓN N° 117 / 5 de julio de 2001.
Las notas firmadas expresan ideas y opiniones que son responsabilidad de los firmantes y que no representan necesariamente las ideas y opiniones de EL MANGRULLO.


SUMARIO:

1 - Entrevista a Mario Méndez
2 - El arbolito Serafín tiene una tía
3 - El Libro Recomendado
4 - Cartas de Lectores/as
5 - El Buzón Loco


ENTREVISTA A MARIO MÉNDEZ

Creador del Programa de Lectura Interactiva "Un monstruo en la Escuela"


El Mangrullo: Queremos que los lectores de El Mangrullo puedan conocer mejor a los escritores de libros para niños y por eso te pedimos que nos cuentes algo acerca de tu persona.

Mario Méndez: Soy docente, escritor y desde hace poco, editor. Nací en Mar del Plata, pero vivo en Buenos Aires desde hace casi 20 años.

¿A qué te dedicás?

En estos momentos doy clases de Lengua en un séptimo grado, coordino talleres literarios en el programa "Acciones culturales comunitarias", de la Secretaría de Cultura del GCBA y trabajo en el Proyecto Puentes Escolares, con chicos en situación de calle. Y, cuando estos trabajos y mis dos hijas pequeñas me dejan tiempo, escribo.

¿Siempre te gustó escribir? ¿Cómo te iniciaste?

A los diez escribí una fábula y se la leí a mi viejo, metiéndola dentro de un libro como si hubiera sido de Esopo. Disimuló y me dijo que era muy linda. Después, en el secundario, escribía sólo cuando lo pedía alguna profesora y, ya a partir de los 17, me puse a escribir convencido de que eso era lo mío. Mi pasión.

¿Fuiste lector desde chico?

Sí, siempre fui un lector fanático. Leía de todo: libros de la colección Billiken, que hacían versiones para chicos de clásicos como Moby Dick, las novelas de Sherlock Holmes o el Quijote, libros de la colección Robin Hood, historietas, El Gráfico, cuentos clásicos, todo lo que cayera en mis manos.

¿Siempre escribiste literatura infantil y juvenil?

No, de adolescente y hasta los 27 años nunca había escrito para chicos, y eso que ya era maestro desde hacía un tiempo. Pero un día, en una cena familiar, un muchacho llamado Ernesto habló de los duendes que aparecían en la zona de El Bolsón; se armó la discusión entre los que negaban la posibilidad de su existencia y los que la defendíamos y al poco tiempo me puse a escribir El mosntruo de las frambuesas, que empieza cuando a un vendedor de frascos, un personaje de lo más normal y cotidiano, se le aparece un enanito de 30 cm de estatura y lo invita a vivir una aventura. En el sur, por supuesto.
Cuando lo terminé lo llevé al Quirquincho y la editora de ese momento, Adela Basch, decidió publicarlo.

Y ahora el Monstruo ha reaparecido, ¿verdad?

Así es. Como la novela, modestia aparte, a mí me gusta, a los chicos suele gustarle y le ha gustado a muchas maestras que lo leyeron.
Y, como si esto fuera poco, los derechos los tenía yo, entonces, con un grupo de compañeros de la carrera de Edición, decidimos volver a editarlo.
Así que creamos cooperativamente "Ediciones Amauta" y salimos a ofrecerlo en las escuelas con un taller que se llama "Un monstruo en la escuela".

Y el monstruo sos vos, ¿no?

Claro. Yo meto en la galera mi experiencia como docente, como tallerista y como escritor y trabajo con los chicos en por lo menos dos reuniones: en la primera exploramos juntos el paratexto del libro, los chicos hacen sus hipótesis de lectura y yo les leo el primer capítulo.
A veces hacemos un encuentro intermedio y finalmente cerramos el proyecto con una entrevista y una muestra de lo trabajado.
Lo mejor es que sirve, y mucho, como incentivo a la lectura. Los chicos se entusiasman enormemente.

Muchas gracias y aprovechamos para invitar a nuestros lectores interesados en los talleres de Un monstruo en la escuela, a conectarse con:
ediciones_amauta@fibertel.com.ar


EL ARBOLITO SERAFÍN TIENE U&Ia&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&Iacute&IacuteÍute;A TÍA

El Arbolito Serafín
tiene una tía
que siempre viene
por un camino

de alegría.
La hojita?tía
del Arbolito Serafín
tiene una gran
juguetería,
y muchos chiches
de chocolate
y chupetín.

La hojita?tía
del Arbolito Serafín
tiene automóvil
de clavel
y de jazmín,
tiene una voz
llena de cuentos
¡y un gran baúl
con mil inventos!

Cuando ella viene,
el Arbolito Serafín
toca el violín.
¡Ay, qué alegría,
que vuelva pronto
la hojita?tía
del Arbolito Serafín!

María Hortensia Lacau

En Lacau, María Hortensia. El arbolito Serafín [audio-libro] / María Hortensia Lacau ; ilustraciones Pilar Ribas Maura ; locución Graciela Alejandra Troncoso -- Buenos Aires : MHRSYS, 2003.
(Colección Cuentos con orejitas. Serie Jacarandá).
www.hmrsys.com.ar


EL LIBRO RECOMENDADO

Por la Prof. Zulma E. Prina




I

MÉNDEZ, Mario.El monstruo de las frambuesas. - 2a. ed. - Buenos Aires : Amauta, 2004. - 104 p. : il. ; 20 cm. - ISBN 950-99049-3-7.


El monstruo de las frambuesas de Mario Méndez es una novela para niños que va desde los nueve hasta los cien años. ¿Por qué hasta los cien? Porque los cuentos y novelas que logran atrapar al lector de cualquier edad es porque el texto va más allá del interés de un determinado grupo lector.
La trama, los diálogos, las situaciones por las que atraviesan los personajes, nos llevan a introducirnos desde las primeras páginas hasta el final, sin interrupciones.
Ernesto es un vendedor de frascos de vidrio que recorre los pueblos de la cordillera patagónica. Lo acompaña Rocinanta, una "destartalada" camioneta estanciera repleta de ruidos y tintineos de vidrio.
En el pueblo de El Escondido tiene dos amigos: Sol, una niña dulce de once años y su enorme perro Runi, con quienes comparte algunos momentos de alegría.
Un día, al despertar para dirigirse al pueblo, lo sorprende una voz extraña que lo hace pensar que está soñando. No es ni más ni menos que Guillaumín, un hombrecillo que vive en el maravilloso bosque de las frambuesas. A partir de allí comienza la aventura de estos cuatro protagonistas que irán a salvar el bosque y a sus habitantes gnomos del monstruo Salamandra y sus ayudantes.
Desde el camino sinuoso, pasando por túneles y lugares llenos de peligros, hasta el enfrentamiento de los gnomos, los duendes y nuestros amigos con los monstruos, se suceden situaciones que nos mantienen expectantes hasta el final.
De las acciones surgen con claridad y acierto los vínculos de amistad sincera y solidaridad entre seres humanos y otros mágicos seres. Ellos se unen para luchar contra el mal. Así, con la ayuda de estos amigos recuperan la planta madre y con ella las frambuesas. Todas las sabrosas frutas vuelven a ser tan deliciosas como antes, para deleite de los pueblos de la Patagonia. El bosque se viste de fiesta y vuelve a brillar la luz y la alegría.
Mario Méndez logra un relato dinámico, pleno de acciones y de magia. Apunta a hacer reflexionar al lector acerca de los valores, de la amistad sin restricciones, a unir fuerzas para lograr un bien común y a borrar toda posible barrera entre seres y grupos diferentes.


CARTAS DE LECTORES/AS


I
Querida Raquel:
Gracias por el envío de la última edición de El Mangrullo.
Me pareció excelente la entrevista a Araceli, pues sus respuestas nos dan la posibilidad de conocerla un poquito mejor.
Gracias, asimismo, por difundir mi modesto trabajo.
Saludos cordiales,
Víctor Montoya

II
Hola Raquel: Primero te quiero felicitar por el último número de El Mangrullo: me resultó muy interesante. Por otro lado, me intrigó la frase que transcribí, sobre todo por la ignorancia del tema. ¿Me podés "desburrar"? "he tenido que abandonar la Asesoría de una escuela debido a la rebelión de una docente que se negó a poner en práctica tal planteo ideológico-pedagógico que Ud. desarrolla."
Te mando un beso grande,
Liliana Massocco

Nota de la redacción: Hace referencia al artículo La pandilla de Protón (R. Barthe), Año 1, N° 5: http://www.usuarios.sion.com/mangrullo/mangrullo5.html


EL BUZÓN LOCO

Un espacio para los
lectores que deseen
hacernos llegar sus
comentarios

I
OSORIO, Marta. Manuela y el mar / Marta Osorio ; ilustraciones Violeta Monreal. - Barcelona : Edebé,1994. - (Colección El tren Azul). -- ISBN 84-236-3390-X.

Este cuento relata el primer encuentro entre una niña, Manuela, y el mar. La perspectiva en el relato está dada por la mirada de Manuela que nos pasea con sus ojos curiosos por un mundo real, fantástico y poético. Este primer lazo que hace con el mar está cargado de experiencias sensoriales. Así, descubre su color, su sabor y su textura.
En su exploración Manuela halla distintos objetos, animales y personas propias del entorno; recoge caracolas y una botella, ve barcas, un marinero, un pescador, un castillo de arena y gaviotas.
Aparecen en el relato sus padres advirtiéndole sobre el peligro del mar y desempeñando tareas domésticas características de su cultura. Manuela es gitana y se pone de manifiesto la idiosincrasia de su pueblo en las ilustraciones, en el contenido del cuento y en el lenguaje : "Antiguamente eran dulces las agüillas de la mar, pero lloró mi gitana y se volvieron salás".
El cuento está estructurado a partir de la alternancia de texto narrativo y poético lo cual otorga dinamismo a la lectura. En cada página aparece un relato o una copla. La copla guarda relación desde el punto de vista temático con el relato que la antecede. Cabe mencionar que la autora ha recopilado coplas flamencas de la tradición popular.
Esta historia que bordea el tema del vínculo con la naturaleza de una manera sumamente sensitiva embriaga al lector con bellísimas ilustraciones. Así promueve el placer por la apreciación de imágenes. El texto está recomendado por la editorial para primeros lectores. Podríamos precisar que la edad para comenzar a disfrutarlo es a partir de los 4 o 5 años.


Lic. Mónica Dopazo

II
BRUDER, Mónica. El cuento y los afectos : los afectos no son cuento. -- Buenos Aires : Galerna, 2000. -- 192 p. ; 20 cm. -- ISBN 950-556-406-6.


"El cuento es vida, emoción, oportunidad, memoria, metáfora, sueño, libertad, ¡afecto!", sintetiza la autora en el primer capítulo de este libro destinado a desmenuzar la relación que existe entre el cuento como género literario y sus receptores: los lectores u oyentes.
Marca la relación del cuento con la creatividad, la inteligencia, las emociones, el lenguaje, el crecimiento, la noción de fantasía y realidad, el juego, el dar y recibir, el arte, la sublimación, el enfrentamiento de conflictos, la identidad. Se refiere a las distintas temáticas, los criterios de clasificación y las estrategias.
Establece las diferencias entre fábula, mito, leyenda, cuento, novela, sus distintos tiempos y resoluciones. Nos da una visión gráfica: "El cuento es una fotografía bien lograda, ... tanto el cuento como la poesía son creaciones instantáneas".
En la segunda parte del libro, "Los afectos no son cuento" se pregunta "¿por qué los afectos?: porque nos humanizan, nos introducen en la cultura, nos simbolizan, nos abren el mundo a los otros, ejercen un efecto terapéutico, nos otorgan el título de personas".
Los últimos capítulos citan ejemplos de cuentos creados por docentes en situaciones pedagógicas y la utilización de este género como recurso terapéutico en psicopedagogía.
Con lenguaje claro, imágenes precisas, nos va enunciando pautas útiles no sólo para los especialistas, sino para todos aquellos que quieran asomarse a este universo y conocer su interior ya que -como la autora misma lo asevera- todo cuento valioso es una obra de arte y como tal nos recuerda que somos personas".

Beatriz Minichillo

III
Rey, Rosa María. El Grillo violinista ; Bichos cantores / Rosa María Rey ; ilustraciones Irma Dariozzi. - Buenos Aires : Colihue, [1997]. -- [ca. 32] p. : il. col. ; fot. ; 19 cm. -- (Colección con cuento sin cuento).-- ISBN 950-373-2.

RECENSIÓN: el más joven de los grillos imagina una música diferente y pone todo su empeño en lograrlo, a pesar de la oposición de sus pares; finalmente triunfa y logra el reconocimiento de los otros grillos.
ESTRUCTURA: la narración complementa la idea (muy original) de un cuento amalgamado con una lectura de tipo informativo, pero manteniendo cada cual su autonomía. Sin embargo, la información se subordina a la historia y ésta es el elemento principal que permite la clasificación del libro en Literatura Infantil. Para mantener la autonomía de sus partes, el libro está diseñado de manera que al buscar la contratapa, haya que darlo vuelta para encontrarse con una nueva tapa, transformándose en "dos medio libros" donde la mayor parte corresponde al cuento.
TEMÁTICA: el tema no pasa por "la ilusión" tal como adelanta la reseña de la solapa, sino por el saber qué se quiere y cómo lograrlo, esforzándose con tesón y coherencia. Ofrece, además, un plural de lecturas subyacentes.
LENGUAJE: con vuelo poético.


Ana María García

IV
WAPNER, David, 1957-. Murmú, el tímido, y otros cuentos / David Wapner ; dibujos de Ana Camusso. - Buenos Aires : Quirquincho, 1997. -- 32 p. : il. ; col. ; 20 cm. - (Colección Plan de lectura). -- ISBN 950-737-814-6.

Seis cuentos breves, absurdos, pero de gran contenido, escritos con un lenguaje literario y correcto, adecuado a los cuentos y a los receptores.
El absurdo no está en la forma, sino en las situaciones, salvo en el último cuento que da el nombre al libro. Los temas se desprenden de la acción y, por lo tanto, permiten un plural de lecturas.
La temática es cotidiana y creíble a pesar del absurdo, sin embargo, trata temas profundos (el amor, la esperanza, la marginación, la timidez, la rutina, la indecisión, la tolerancia, la soledad), con humor y sencillez.


Florencia M. Torres

V
ALLENDE, Isabel. El reino de Dragón de Oro . - Buenos Aires : Sudamericana, 2004. - 336 p. ; 22 cm. - (Colección Sudamericana joven). - ISBN 950-07-2481-2.


Asistimos en este libro a la segunda aventura de Axel Cold, su abuela Kate y Nadia.
Esta vez, nieto y abuela se embarcan, junto a su joven compañera amazónica, hacia un pequeño y remoto enclave en medio de los Himalayas para escribir la historia del Dragón de Oro, reliquia y oráculo que desde milenarios tiempos se encuentra bajo la custodia de la Familia Real.
Al mismo tiempo que el equipo del International Geographic, arriban a este pacífico reino budista delincuentes internacionales con el propósito de robar la valiosa pieza. Junto a Dil Bahadur, heredero del trono y su sabio maestro Tensing, nuestros amigos tendrán la misión de evitar el desastre.
Esta segunda entrega de Isabel Allende sigue en la línea de su antecesora, La Ciudad de las Bestias. Tiene acción, intriga y dinamismo que llevan a seguir leyendo y querer conocer el desenlace.
Nadia y Alex, así como la abuela Kate, son personajes queribles, con caracteres definidos y mucha personalidad. Pero en conjunto, la historia resulta poco creativa y demasiado "didáctica".
Impresiona como una mezcla de documental sobre culturas del Himalaya, filosofía budista y conciencia ecológica en un marco "aventurero" (totalmente predecible y nada original, por cierto) del estilo Indiana Jones con pinceladas de Harry Potter. En resumen, una idea interesante que no deja de ser una historia más de aventuras, de las que podemos encontrar sin esfuerzo en la literatura o en el cine.


Morgana


NOTICIAS

También se puede acceder al documento de EL MANGRULLO N° 46 en formato *.PDF en la siguiente dirección URL: http://ar.groups.yahoo.com/group/elmangrullo/files/mangrullo46.pdf

Registrándose como usuarios de Yahoo, se puede acceder a todos los números de El Mangrullo, desde el N° 0, en este formato.


Consultar el Indice

Arriba

Principal